Ha sido la raíz de mi locura
la que has quemado en los altares de la tarde.
Con tus ojos pintados
de célticos herrumbres,
como sacerdotisa que ensayara
su hechizo fatal ya acostumbrado,
has roto la raíz de mi delirio
y la hierves sobre el beso de la lluvia.

03/04/15

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s